El Ayuntamiento de Carballo prosigue con el plan integral de mejora de las zonas verdes


En mayo de 2019, el Ayuntamiento de Carballo inició la reforma integral de 11 espacios ajardinados: Rego da Balsa, plazas de Galicia, del Ayuntamiento y de la Cruz Roja y siete rotondas. Este primer contrato permitió extender a las zonas verdes el proceso de transformación que está experimentando la villa.

Después de esa primera intervención, cuyos resultados están a la vista, el gobierno municipal da un paso adelante con un nuevo proyecto de mejora integral de otros ocho espacios ajardinados: los parques del Anllóns, Eduardo Pondal, La Milagrosa y San Cristovo, además de cinco rotondas, con una inversión próxima a los 90.000 euros.

Las actuaciones tienen un objetivo ornamental pero también funcional, con diseños adaptados a cada espacio. Así, por ejemplo, en la zona de la Milagrosa se crearán pantallas acústicas y de protección, en las rotondas primará el acolchado de suelos desnudos y en el Parque del Anllóns se generarán nuevas zonas de sombra gracias a la plantación de 13 nuevos árboles.

Todas las mejoras se realizarán en función de criterios técnicos, tratando de evitar o paliar los problemas de tipo fitopatológico, biomecánico, fisiopático y de funcionalidad que presentan ahora mismo algunas de esas zonas verdes. Así se lo explicaron el jefe de servicio y la responsable técnica de la brigada municipal de jardines, Carlos Iglesias y Cristina Vázquez, al alcalde, Evencio Ferrero, durante la visita que realizó a las obras en marcha en el Parque do Anllóns y la Plaza de la Milagrosa, afectados por las últimas lluvias.

Además de realizar una clara apuesta de jardines más sostenibles, con las especies idóneas la cada espacio, sistemas de riego y un alto estándar de calidad, el Ayuntamiento de Carballo refuerza su compromiso con la integración social, ya que las actuaciones son realizadas por el centro especial de empleo Dixardín, que cuenta con un 80% de trabajadores con diversidad funcional.