El G-7 acuerda crear un impuesto de sociedades mínimo global del 15%


El pacto pretende adaptar el sistema fiscal global a la «era digital» obliigando a los gigantes tecnológicos multinacionales a hacer su contribución. Es un pacto «histórico» en palabras de Rishi Sunak, ministro de economía británico y anfitrión de la cumbre de los países más ricos del mundo. Hasta ahora muchas de estas grandes empresas practicaban el llamado dumping fiscal, el desplazamiento de sus beneficios empresariales a territorios con ventajas fiscales contribuyendo a la desigualdad y a una mayor caída de la recaudación del impuesto sobre sociedades.