Los transportistas del carbón le exigen al Gobierno que reactive la central de Endesa

Los transportistas de carbón del puerto exterior de Ferrol a la central térmica de As Pontes retoman las movilizaciones. Piden que se reactive la actividad de la central térmica de Endesa. La factoría lleva más de cuatro meses sin funcionar. La paralización se debe, según la empresa, a los costes medioambientales. La normativa comunitaria la obliga a pagar por el dioxido de carbono que libera a la atmósfera. Una factura que se duplicó en el último año y que hace que a Endesa le resulte más caro producir energia que estar parada. En esta asamblea, los transportistas leyeron un comunicado en que piden una transición energética menos perjudicial para los sectores afectados. Una vez finalizada la asamblea el colectivo se dividió en tres para encerrarse en tres ayuntamientos, en el de As Pontes, en el de Ferrol y en el de Vilalba.