Joe Biden interviene por primera vez como presidente ante la Asamblea General de la ONU


El presidente Joe Biden interviene por primera vez desde su elección ante la Asamblea General de Naciones Unidas en un momento de fuertes tensiones con China, pero también con sus aliados europeos, después del acuerdo con Australia y el Reino Unido para reforzar la defensa en el Pacífico frente a China. El acuerdo ha provocado las iras de Francia, que ha perdido un multimillonario contrato para la construcción de submarinos, y de paso ha despertado los recelos de China.

En su discurso Biden ha prometido abrir una «era de la diplomacia» tras la retirada de Afganistán. Ha defendido los esfuerzos para extender las vacunas a todo el mundo, en los que EE. UU. seguirá colaborando y ha prometido que Estados Unidos se unirá al objetivo de reducir las emisiones de gases de efecto invernadero del Acuerdo de París sobre el cambio climático «doblando» su aportación financiera internacional a la lucha por salvar el clima.

Biden también ha renovado el compromiso de su Administración para luchar contra el hambre en el mundo a través de ayuda alimentarias y promover la salud. Ha prometido que la violencia será siempre el último recurso. Para el conflicto israelo palestino ha defendido la solución de dos estados que «ahora está muy lejos» de poder alcanzarse, dijo.