La pandemia cabalga de nuevo a lomos de la juventud en España


España ha registrado en los últimos días un preocupante repunte de casos de COVID-19 que amenaza con echar por tierra el esfuerzo colectivo de meses de restricciones. La pandemia está descontrolada entre los menores de treinta años en regiones como Cataluña o Cantabria. El sábado se registraron 5.379 casos en Cataluña, la mayor parte correspondientes a jóvenes. La incidencia de contagios en Cataluña se acerca a los 300 casos por cada 100.000 habitantes, 50 más que el llamado umbral del riesgo extremo. La tasa en los jóvenes es de más de 1.000 infecciones por cada 100.000 habitantes. Según las autoridades, por el momento, este notable incremento no se ha traducido en un aumento proporcional de hospitalizaciones. Está por ver que efectos puede tener en el Turismo, uno de los pilares de la economía nacional. Alemania podría incluir a Cataluña y a Cantabria en su lista de destinos de riesgo por COVID y desaconsejar a sus nacionales las estancias de vacaciones. También están preocupados por la economía en la isla canaria de La Graciosa, el primer territorio español que tiene a toda su población de más de 16 años totalmente vacunada. Cierto es que solo tiene 750 habitantes, que viven del turismo y de la pesca, fundamentalmente.