Periodistas, activistas y políticos espiados a través de sus móviles

Imagen de un teléfono móvil_PIXABAY

Activistas de derechos humanos, periodistas y disidentes políticos del mundo entero espiados gracias al software Pegasus, creado por la firma israelí NSO Group para perseguir a criminales y terroristas. Una investigación revela que la empresa había establecido una lista de 50.000 numéros de teléfono, como potenciales objetivos. Muchos de los números se concentraban en estos países: Azerbaiyán, Baréin, Hungría, la India, Kazajistán, México, Marruecos, Ruanda, Arabia Saudí y Emiratos Árabes Unidos.La investigación fue llevada a cabo por The Washington Post y otros 16 medios de comunicación, con la ayuda de Amnistía Internacional y la organización francesa sin ánimo de lucro Forbidden Stories. Desde Pegasus insisten en que su producto solo se utiliza contra delincuentes.