Reabren un carril que permite la circulación en la N-642, aunque con retenciones


La circulación en la N-642, que el viernes sufrió un corte entre los puntos kilométricos 41 y 44 por un importante deterioro de la vía, se reactivó este lunes por un carril.

La última hora de la tarde de este domingo se habilitó un carril de la N-642, regulado por un semáforo, para que el tráfico pueda circular por lo menos por una parte de la vía, que permanecía cortada al tráfico desde la noche del viernes, entre Burela y Foz, debido a una socavón producido por una balsa de agua ocasionado por las fuertes lluvias caídas en los últimos días.

La Subdelegada del Gobierno en Lugo Isabel Rodríguez aseguraba este lunes que se está circulando “con fluidez” y que los técnicos tienen que valorar que solución dar. El alcalde de Burela Alfredo Llano dice que la solución que se adoptó fue rápida: “De lo contrario , me los tendría un problema gordísimo”. El alcalde de Foz Fran Cajoto aplaude el trabajo que se hizo todo el fin de semana para llegar la este lunes y permitir que se pudiera circular por la N-642, aunque fuera de manera provisional. “Podemos respirar”, aseguraba.

La apertura diera carril en la N-642 alivia la situación. Conductores y vecinos agradecen que no demorara, pero advierten de que esto pone de manifiesto a alta dependencia que tienen de la carretera y de la necesidad de una alternativa.