Bruselas, de capital de Europa a ciudad fantasma por la Covid


Los hoteles del barrio europeo de Bruselas temen tener que cerrar definitivamente este invierno. La rotonda de Schuman, donde se encuentra la Comisión Europea es una de las más congestionadas de Europa, pero desde la irrupción del coronavirus, la imagen es muy diferente. Ahora no hay trasiego, pues todos los eventos son virtuales. Las asociaciones de hoteleros hablan de consecuencias catastroficas. Ya que solo el 10% de las habitaciones está ocupado y muchos hoteles están cerrados. Para salvar a esta industria que proporciona 12.500 puestos de trabajo y ofrece 15.000 habitaciones de hotel, el Gobierno regional de Bruselas ha anunciado una serie de medidas que incluyen la entrega de paquetes que van desde los 200.000 a los 800.000 euros por hotel. Sin embargo, estas inyecciones de efectivo pueden proporcionar un salvavidas a corto plazo, pero a la larga, tal y como explica Jeroen Roppe, portavoz de Visit Brussels, hay que buscar soluciones.