El Bergantiños finaliza la liga a las puertas del playoff en un meritorio sexto puesto


El Bergantiños FC jugó este domingo en Vilagarcia contra el Arosa su último partido de liga de esta temporada en la Segunda RFEF. El partido arrancó de manera favorable para el Bergantiños, que estrenó el luminoso con un gol de Chapu Brunet en el minuto 17, concluyendo la primera mitad con un 0-1 en el marcador. En la segunda mitad llegó el gol para el once vilagarcián, que consiguió el empate por mediación de García a los 73 minutos. Reseñar que Santi Canedo le paró un penalti al Arosa en el minuto 88. Terminando el encuentro con un resultado de 1-1.

El conjunto carballés ha hecho una muy buena temporada e incluso llegaba a tierras pontevedresas con opciones de meterse entre los cinco primeros clasificados y poder jugar el playoff de ascenso a Primera RFEF. Pero no lo tenía fácil porque no dependía de sí mismo y además se enfrentaba a un Arosa al que solo le valía ganar para tener alguna opción de permanencia. Al final, ni una cosa ni la otra, el Arosa ha descendido debido al resultado positivo de sus adversarios y al Bergantiños tampoco le valdría la victoria, en parte también a la muy buena temporada de los equipos de arriba, entre los que destacó el Coruxo que se ha colado por ecima con 52 puntos.

El Bergantiños dio entrada a Jorge Cano, Antón y Martín Lamelas por Boedo, Charly y Yelco Alfaya y por parte del Arosa se sustituyó a García, Mon, Luis Nuño, Fajardo y Rober por Martín, Pedro Beda, Campillo, Porrúa y Diz. El colegiado amonestó con tarjeta amarilla a Campillo por parte del equipo local y a Iago por parte del equipo carballés.

Después de acabar la competición con este empate, el Bergantiños queda situado en el sexto lugar de la tabla clasificatoria con 49 puntos. Por su parte, el Arosa queda en el decimoséptimo puesto con 39 puntos, ocupando un lugar de descenso a Tercera División RFEF.