El Congreso aprueba la polémica ley Celaá

PEXELS

La Comisión de Educación del Congreso ha aprobado este jueves la reforma educativa del Gobierno, conocida como ley Celaá o Lomloe. Ahora el dictamen está en manos del Senado y, si sale adelante, será la octava ley educativa de la democracia.

El proyecto de ley con el que se pretende derogar la Lomce o ley Wert ha sido aprobado con un total de 177 votos a favor (la mayoría está en 176), 148 en contra y 17 abstenciones. A favor votaron el PSOE, Unidas Podemos, PNV, ERC, Compromís y Más País Equo; mientras que el PP, Vox, Ciudadanos, Coalición Canaria, UPN, Foro Asturias y el Partido Regionalista Cántabro votaron en contra. Entre las 17 abstenciones se encuentran los partidos de BNG, Junts per Catalunya, Bildu y Teruel Existe.

5 Claves de ley Celáa

El castellano. La lengua castellana no se va a suprimir, sino que dejará de figurar en el escrito como la lengua vehicular de la enseñanza. Formará un todo junto a las lenguas cooficiales, por lo que serán las administraciones quienes tomen cartas en el asunto teniendo en cuenta la Constitución y los Estatutos de Autonomía.

Colegios concertados. Se eliminará la «demanda social» para aumentar plazas o abrir nuevos centros. Las familias no pagarán cuotas por recibir enseñanzas de carácter gratuito. Además, se fomentará desde las Administraciones el aumento de centros escolares públicos.

Religión. La oferta de esta materia será obligatoria pero no será necesario cursar una alternativa; y la nota no sumará en procesos de acceso a la universidad o a becas. También se incluirá una asignatura de valores cívicos y éticos en Primaria y Secundaria, haciendo especial hincapié en la igualdad y los derechos humanos.

Repetición de curso. Será el equipo docente quien considere que el alumno pase o no de curso. Además, este solo podrá repetir un máximo de dos veces a lo largo de Primaria y Secundaria.

Educación especial en centros ordinarios y centros específicos
La ley Celáa establece un máximo de diez años para que los centros ordinarios consigan los recursos para prestar atención a alumnos con discapacidad. Así, los centros de Educación Especial actuarán como apoyo a los primeros.