El pregón de Álex Ávila pone en marcha la maquinaria del San Xoán carballés


A las 20.30 horas de este martes tuvo lugar el concierto de la Big Band del Conservatorio Profesional de Música del Ayuntamiento de Carballo, dirigida por Javier Bardanca. El acto tuvo que celebrarse en la planta alta del Mercado Municipal, a causa del mal tiempo. Fue el preludio del pregón que pronunció Álex Ávila Álvarez, pediatra neonatólogo carballés y director del Hospital Materno Infantil del CHUAC.

“Yo soy… Balbino. Un chico de la aldea; como quien dice, un nadie”. Así comenzaba Álex el pregón, recordando las palabras de Xosé Neira Vilas en su obra “Memorias de un niño labrador”. “Un chico de Carballo, de la calle Ourense, de la Leus, del Brañas”, continuó el pregonero al tiempo que aclaraba sentirse muy identificado con ese chico, ese “nadie” que, a pesar de eso, tiene el “inmensa honor” de ser el pregonero de las fiestas patronales de su villa, a la que siempre lleva en su pensamiento. También recordó sus prácticas en el centro de salud de Carballo, en verano de 1999, así como alguna que otra anécdota con algúnn que otro paciente y un compañero de fatiga natural de Castilla.

En el acto, el pregonero estuvo acompañado del presidente de la Comisión de Fiestas, Sergio Varela, del alcalde Evencio Ferrero, de numerosos vecinos y vecinas, así como una amplia representación de su familia.