El Sergas extiende a todas las áreas el test que se hace sin bajar del coche

dpm.

El Servicio Gallego de Salud implanta en todas las áreas sanitarias un nuevo sistema para realizar las pruebas del coronavirus, a los pacientes desde sus propios vehículos sin que tengan que bajarse de ellos, y que solo se le realizará a las personas que tengan prescripción facultativa y cita previa. El facultativo tiene que prescribir la realización de este test en el marco de los criterios establecidos en los protocolos y quedará registrado en la historia clínica electrónica del paciente. Con esta medida se trata de complementar y agilizar el sistema de recogidas de muestras a domicilio, que viene incrementando su demanda en los últimos días. El nuevo sistema, coordinado y priorizado por el servicio de Medicina Preventiva de los hospitales, permite agilizar tiempos ya que posibilitan que los ciudadanos se desplacen en coche al hospital, y además disminuye la utilización de los equipos de protección individual (EPI) ya que mientras cada visita a domicilio supone un cambio de EPI, los profesionales van a utilizar un solo equipo por turno de trabajo, sin necesidad de cambiarse con cada paciente. En la actualidad ya funciona en Vigo, Ourense y Lugo. Está previsto que este viernes comience en A Coruña y Pontevedra, y el lunes en Santiago y Ferrol.