Inyección económica y cierre de colegios contra el coronavirus en España

El Gobierno ha anunciado el desbloqueo de 14.000 millones de euros para combatir la ralentización de la economía, al ralentí por el coronaviros. Además, habrá otros 400 millones para los sectores más afectados, el turismo y el transporte, y 3.800 para reforzar la Sanidad pública, cada vez más saturada.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, desgranaba los detalles en rueda de prensa: «Vamos a transferir 2.800 millones de euros a las comunidades autónomas para que puedan destinar los recursos que ellos consideren necesarios a la atención sanitaria del coronavirus. Es una cantidad que va a permitir a las regiones, a nuestras comunidades autónomas, reforzar sus servicios sanitarios, que en varias de ellas están sufriendo tensiones a causa del crecimiento de la enfermedad. También vamos a movilizar en torno a 1.000 millones de euros de los presupuestos generales del Estado, del forno de contingencia, que irán destinados a intervenciones sanitarias prioritarias señaladas por el ministerio de Sanidad».

El Gobierno ha recomendado igualmente cerrar los centros educativos en toda España y cada vez son más las regiones que optan por hacerlo. Este jueves Cataluña, País Vasco, Galicia y Murcia han anunciado que suspenden las clases en colegios y universidades para frenar el avance del Covid-19. La medida estaba ya presente en Madrid y la Rioja, y parcialmente en el propio País Vasco, donde ya se habían cerrado en Vitoria y Labastida.

En España se contabilizán ya 84 fallecidos con el coronavirus, mientras que el número de casos de infección ronda los 3.000. Madrid es la región más afectada, acumulando algo menos de la mitad de fallecidos y de infecciones en todo el territorio nacional. No obstante, las autoridades advierten de que lo más probable es que las cifras sigan aumentando.

Se ha pedido a la población que mantenga la calma para evitar escenas de pánico, aunque igualmente se recomienda a los ciudadanos, especialmente en las regiones más afectadas, que no salgan de casa si no es necesario y que se eviten aglomeraciones.