La cuarta planta de biorresiduos de la Xunta estará ubicada en el ayuntamiento de Verín


Concretamente en el Polígono empresarial de Pazos. Así lo adelantó la conselleira de Medio Ambiente, Territorio y Vivienda, Ángeles Vázquez, durante una visita a la parcela en la que se ubicará.

Los terrenos que albergarán la cuarta planta -que dará servicio a 24 ayuntamientos de la provincia- suman una superficie de casi 12.000 metros cuadrados, de los cuales 3.500 se dispondrán para la nave cerrada que implica esta instalación. Al igual que la que se instalará en la provincia de Lugo, tendrá una capacidad de tratamiento, hasta 3.000 toneladas al año de fracción orgánica de residuos domésticos y otras 1.600 Tn de podas y restos de madera.

Con este material, el objetivo es alcanzar una producción de 1.500 Tn anuales de compost de alta calidad, que se destinará al sector de la agricultura como abono natural y sostenible en relevo de los fertilizantes artificiales.