La Justicia sienta en el banquillo a Torra por no retirar los lazos amarillos de la Generalitat

Quim Torra

El Presidente de Cataluña, Quim Torra, tendrá que someterse a un juicio oral abierto por el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC), por un presunto delito de desobediencia al no retirar los lazos amarillos de los edificios de la Generalitat dentro de los plazos que le había ordenado la Junta Electoral Central (JEC), ya que este tipo de símbolos no estaban permitidos durante las campañas de las elecciones generales.

Torra finalmente retiró los lazos amarillos pero incumpliendo los plazos establecidos por la JEC, y después permitió que se colocara en la fachada del Palau una pancarta con el mismo lema de «Llibertat presos polítics i exiliats» pero con un lazo blanco cruzado por un trazo de color rojo, que cuenta con el mismo significado partidista.

La Fiscalía pide un año y ocho meses de inhabilitación para Torra para el ejercicio de funciones de gobierno o de cargo público de ámbito «local, autonómico, estatal o europeo» y que se le multe con 30.000 euros.