La Unión de Consumidores de Galicia, preocupada por el aumento de viviendas turísticas en la comunidad

Viviendas en Santiago de Compostela_Carmen Carbonell_ PIXABAY

  • Se trata de una problemática que afecta ya de forma conjunta a toda la sociedad y no solo a determinados sectores económicos

Con el objetivo de poner el foco sobre esta realidad y buscar soluciones al respeto, la Unión de Consumidores de Galicia (UCGAL) se sumó en su momento a la Plataforma por la regulación de las viviendas turísticas en Galicia, nada en el seno de Santiago de Compostela, y en la cual están presentes diversos actores de la actividad turística, desde la hostelería, firmas de gestión de pisos turísticos, agencias inmobiliarias, una asociación de apoyo a la movilidad trasnacional del estudiantado y dos asociaciones vecinales compostelanas.

No obstante, la entidad decidió desmarcarse de este colectivo porque en el tiempo en el que estuvieron reuniéndose en ningún momento se había puesto encima de la mesa la preocupación social por el acceso a la vivienda hasta que esta asociación la manifestó. Por eso, y a pesar del giro que se adoptó en el manifiesto presentado este martes por la plataforma, la Unión de Consumidores de Galicia considera que siguen fallando en la defensa firme del derecho a la vivienda, asunto sobre el que no se pronuncian en todo el comunicado.

El secretario general de esta organización, Miguel López Crespo estima que “el interés general de la ciudadanía es el realmente importante” ante el “aumento desbocado” de la vivienda para uso turístico. “Es necesario regular la proliferación de la vivienda turística pero teniendo claro que se trata de una problemática que va más allá del interés de ciertos sectores cuya actividad económica tiene como eje central el turismo”.

“La problemática del acceso a la vivienda no se soluciona solo persiguiendo a las viviendas de uso turístico ilegales porque estas podrían regularizar su situación y el problema de la escasa oferta de vivienda residencial quedaría sin resolver”, apunta López Crespo.

La Unión de Consumidores de Galicia se reunió el pasado mes de febrero con el alcalde de Santiago de Compostela, Xosé Sánchez Bugallo, y con la concejala de Políticas Sociales, Milagros Castro Sánchez, para solicitarle al Ayuntamiento la participación de la entidad en las mesas que pongan en marcha para tratar el descontrol en la vivienda turística en la capital gallega.