La Xunta pide formar parte del Convenio de transición justa para As Pontes y Cerceda


El vicepresidente económico y conselleiro de Economía, Empresa e Innovación, Francisco Conde, solicitó al Gobierno de España que Galicia pueda formar parte del Convenio de transición justa para las centrales térmicas de As Pontes y de Meirama, en Cerceda. Según dijo, es necesario contar con una hoja de ruta coordinada entre las administraciones, empresas y trabajadores para salvaguardar el futuro industrial de Galicia.

En respuesta a varias preguntas de los grupos en el Pleno de la Cámara, Conde apuntó que la Xunta siempre va a defender ante el Gobierno una transición justa que garantice la continuidad de los miles de puestos de trabajo que dependen de las centrales de Cerceda y As Pontes, así como de las plantas de Alcoa San Cibrao, Alu Ibérica, Navantia, Ence o de toda la cadena mar-industria.

En esta línea, indicó que en la reunión que el presidente de la Xunta mantuvo la pasada semana con la ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, Teresa Ribera, el Gobierno se comprometió a lanzar próximamente el proceso participativo para la elaboración del Convenio de transición justa de la zona de As Pontes.

Con respecto a la central de As Pontes, después de que los informes ratificaran que el uso de biocombustibles la hacen viable técnica y ambientalmente, destacó que la Xunta va a seguir trabajando con el Gobierno y Endesa para impulsar ahora su viabilidad económica a partir de los datos aportados por las pruebas.

Según dijo, una muestra del compromiso de la Xunta con la transición justa es el Polo para la Transformación de Galicia, iniciativa con la que opta a los fondos europeos Next Generation y que, entre otros proyectos, recoge la creación de una planta de hidrógeno verde en As Pontes y la instalación de 1000 MW de nueva potencia renovable (eólica y solar) en Galicia.