Los ayuntamientos de la cuenca del Lérez acordaron tomar medidas contra la sequía


La Xunta y los ayuntamientos del sistema de abastecimiento de Pontevedra acordaron reducir el consumo de agua y afrontar el actual episodio de ‘prealerta por escasez’ con información, coordinación y responsabilidad. La conselleira de Infraestructuras y Movilidad, Ethel Vázquez, mantuvo una reunión de trabajo con ellos para abordar esta situación. En lo que se refiere a las medidas tratadas en la reunión, la conselleira destacó el consenso alcanzado entre los municipios para restringir al máximo el uso innecesario del agua y adoptar medidas de manera unánime, garantizando esa necesaria coordinación para asegurar el abastecimiento a la población. Se acordó que es imprescindible suprimir baldeos, riegos de jardines, lavapies y duchas en las playas, el llenado de piscinas, el lavado de coches, las fuentes ornamentales y actividades lúdicas que malgasten el agua.