OneDrive dejará de actualizarse en Windows 7, 8 y 8.1 el 1 de enero


Microsoft sigue presionando a los usuarios para que abandonen de una vez Windows 7 y Windows 8, y se pasen a los más modernos (y más seguros) Windows 10 y 11.

Los viejos sistemas operativos Windows 7 y Windows 8 llevan años olvidados, pero millones de usuarios siguen utilizándolos. Usuarios que están expuestos a hackeos y malware, porque hace tiempo que no reciben actualizaciones.

Microsoft presiona para que se pasen a Windows 10 o Windows 11, y la forma más eficaz de hacerlo es… desactivando funciones y aplicaciones.

Ahora ha anunciado que OneDrive dejará de actualizarse en Windows 7, 8 y 8.1 el 1 de enero, y dejará de sincronizarse en la nube (volviéndose inservible), el 1 de marzo.

OneDrive es la plataforma de almacenamiento en la nube de Microsoft, similar a Google Drive o Dropbox.

Sirve para subir ficheros propios a la nube, y poder acceder a ellos desde cualquier lugar o dispositivo, incluido móviles, tablets, otros ordenadores, etc.

Es una decisión que parece lógica cuando hablamos de Windows 8, porque el soporte técnico terminó en 2016, al ser sustituido rápidamente por Windows 8.1, debido a los muchos bugs y problemas que tenía.