Trenor invita a los vecinos de la Costa da Morte a pedir las ayudas de reforma energética

Cedida.

El delegado territorial de la Xunta en A Coruña, Gonzalo Trenor, visitó Carballo este lunes, acompañado por el alcalde de la villa, Evencio Ferrero, y el diputado local, Rubén Lorenzo, animó a los vecinos de Bergantiños-Costa da Morte a solicitar las ayudas del programa de mejora y reforma energética para viviendas y edificios, cuyo plazo de presentación se abrió el pasado 2 de enero y se prolongará hasta el 31 de julio.

Trenor destacó que, por primera vez, la Consellería de Medio Ambiente, Territorio y Vivienda gestionará estas ayudas para las que este año se destinan 8,5 millones de euros, de los 17 millones que recoge el Programa para actuaciones de rehabilitación energética en edificios existentes y se regula la concesión directa de las ayudas de este programa a las comunidades autónomas hasta el año 2023.

El delegado de la Xunta hizo estas declaraciones tras reunirse con los propietarios de A Granxa, un edificio situado en la avenida de Ponte Pedra en Carballo, que contó con una aportación de 144.000 euros para la renovación de su fachada, y subrayó que en las últimas convocatorias de esta orden, desde el año 2018, la Xunta aprobó 12 ayudas de este tipo en los ayuntamientos de A Laracha, Carballo, Cee, Corcubión, Fisterra, Malpica, Vimianzo y Zas, que supusieron unas aportaciones por parte del Gobierno autonómico de más de 283.000 euros.

Novedades

Con respecto a la convocatoria de este año, los beneficiarios, que solo podrán presentar sus solicitudes por medios telemáticos, serán las personas propietarias de viviendas unifamiliares o de edificios de tipología residencial colectiva o de viviendas y locales existentes en estos últimos edificios; las comunidades de personas propietarias o las agrupaciones de comunidades de personas propietarias de edificios residenciales de uso vivienda; así como las personas propietarias que de forma agrupada sean propietarias de edificios que reúnan los requisitos establecidos en el artículo 396 del Código civil y no otorgaran el título constitutivo de propiedad horizontal.

Se establecen tres tipos de actuaciones subvencionables: de mejora de la eficiencia energética de la envolvente térmica, aquellas que tienen entre sus objetivos reducir la demanda energética; de uso de energías renovables en las instalaciones térmicas de calefacción, climatización, refrigeración, ventilación y agua caliente sanitaria; y de las instalaciones de iluminación, es decir, las luminarias, lámparas y equipaciones; sistemas y elementos que permitan el control local, remoto o automático por medios digitales de encendido y regulación del nivel de iluminación.

Para el cálculo de la cuantía subvencionable, habrá una ayuda base y una adicional, que se determinará con base en tres criterios, como los criterios sociales (actuaciones que se realizan en edificios de vivienda de protección pública; actuaciones en inmuebles situados en áreas de rehabilitación), la eficiencia energética y que se trate de una actuación integrada (se aplicará el porcentaje adicional cuando se realizan simultáneamente dos o más tipologías de actuación).

Por último, las ayudas de este programa son compatibles con otras ayudas concedidas para el mismo fin, siempre que no se supere el coste de la actuación y las otras ayudas concedidas no cuenten con cofinanciación de fondos europeos. En ese sentido, el IGVS destinará un millón de euros a la línea de fomento de la conservación, de la mejora de la seguridad de utilización y accesibilidad en viviendas, recogidas en el Programa de fomento de la mejora de eficiencia energética y sostenibilidad en viviendas Plan 2018-2021.