Aprobada una propuesta socialista que flexibiliza las restricciones de la pesca recreativa en puertos


La Comisión de Pesca del Parlamento aprobó este martes una proposición no de Ley del Grupo Socialista para que la Xunta flexibilice las restricciones impuestas a la pesca recreativa en los puertos gallegos, que están dificultando la que era una práctica habitual en los muelles gallegos. El parlamentario socialista Julio Torrado presentó esta iniciativa para revisar la reciente resolución del pasado 26 de julio, que levantaba parcialmente las restricciones impuestas por la Ley de Pesca de 2017.

El parlamentario socialista reclamó una nueva regulación que haga compatible una práctica de ocio pero también de necesidad para muchas familias gallegas con el resto de los usos portuarios, con la seguridad de las personas que la practican y que cuente con el acuerdo del sector. Torrado considera “razonable” regular esta práctica pero, señaló, “no hasta el punto de poner limitaciones tan complejas que de facto limitemos la actividad al máximo”.

Explicó que si la Ley de Portos de 2007, impuesta por el rodillo del PP sin atender a las advertencias del Grupo Socialista, impedía la pesca recreativa, que quedó en una situación legal “difusa”, ya que “era ilegal pero nadie la controlaba, sabiendo que es imposible y absurdo limitarla de aquella manera”.

El gobierno gallego intentó mejorar la situación a raíz de una enmienda presentada por el Grupo Socialista y aprobada por la Cámara autonómica, pero en esta ocasión con una resolución del pasado 26 de julio que levantaba la prohibición pero de nuevo señalaba limitaciones incongruentes. De este modo, impedía la pesca en localizaciones habituales, obligando a desplazar a zonas en algunos casos inseguras, y mismo obligando a los pescadores a desplazarse a otras localidades.

Además, explicó, tal y como figura en la norma, actualmente “una persona puede ir con un hijo a pescar pero no es posible que los acompañe un chico amigo de la familia”. Destacó que “consideramos la necesidad de atender a la seguridad y al control de la actividad, pero es necesario también ser más flexibles, porque algunas de las limitaciones dificultan la actividad en sí”.

En la iniciativa de este martes fue incorporada una transacción por parte del BNG para requerir a fe que obligatorio para esta actividad sin exclusiones, pero el PP se negó a incluir este apartado y tumbou la transacción, aunque aprobando el resto de la iniciativa.