Batería de medidas en la UE para conseguir reducir el precio de la factura de la luz


Los ministros de Energía de la UE se reúnen el viernes en Bruselas para debatir una serie de medidas excepcionales destinadas a frenar el aumento de la factura de la luz y amortiguar su impacto sobre los hogares y las empresas. La reunión de emergencia se centrará en los cinco proyectos presentados esta semana por la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen:

– Un plan a escala de la UE para introducir el ahorro «obligatorio» de electricidad durante las horas punta (normalmente de 7 a 22 horas).

– Un límite a los ingresos excesivos de los generadores inframarginales, es decir, las centrales eléctricas que utilizan fuentes más baratas que el gas (como renovables, nuclear o carbón).

– Un «mecanismo de solidaridad» para captar parcialmente los beneficios excesivos obtenidos por las empresas de combustibles fósiles (petróleo, gas y carbón) durante la extracción, el refinado y la distribución.

– Un programa de ayudas estatales para inyectar liquidez adicional a las empresas de servicios públicos en dificultades, las que llevan la electricidad a los consumidores una vez producida.

– Un tope de precios para las importaciones de gas de gasoducto ruso.

Todas las propuestas están aún en fase de desarrollo y los detalles concretos son escasos. Por lo que se espera que los ministros debatan las medidas y aporten sus propias ideas. Al final de la reunión, darán a la Comisión un mandato político más claro sobre cómo proceder.

El ejecutivo ampliará entonces las medidas seleccionadas y volverá con textos más completos a mediados de la semana que viene. Aumenta la urgencia para que se tomen medidas rápidas y eficaces inmediatamente. «Son tiempos difíciles, y no se acabarán pronto», lamentó von der Leyen durante una comparecencia .