Carballo | La feria de la Milagrosa mantendrá la distribución de las últimas semanas, pero con puestos reducidos


La feria de la Milagrosa de Carballo está sufriendo con especial incidencia las consecuencias de las medidas de prevención de la COVID-19. En las últimas semanas se han celebrado varios encuentros entre representantes del sector de la venta ambulante y del Ayuntamiento de Carballo para ir modificando y adaptando el mercado a las restricciones vigentes en cada momento. La última reunión tuvo lugar este viernes, y finalizó con el acuerdo de mantener la misma distribución de las últimas semanas pero con puestos reducidos.

De este modo, los puestos de diez metros quedarán reducidos a seis y los de seis, a cuatro, lo que ayudará a 150 familias a mantener su actividad. La Orden por la que se establecen medidas específicas de prevención del coronavirus que publicó la Xunta de Galicia esta misma semana ofrece a los ayuntamientos a posibilidad de articular medidas para compensar a las limitaciones que afectan a las ferias. En la Plaza del Ayuntamiento ya está fijada una distribución que garantiza las distancias de seguridad, y en el Campo de la Feria también se cumplirán con la reducción del tamaño de los puestos.

El concejal de Ferias y Mercados, Juan Seoane, que participó en la reunión con los vendedores ambulantes, agradeció la colaboración y la buena disposición del sector a la hora de adoptar las medidas que sean precisas para que las ferias de Carballo sean siempre ferias seguras. En este sentido recordamos que tanto vendedores como compradores deben respetar las medidas de prevención de la COVID-19, utilizando mascarillas, realizando una higiene idónea de manos, evitando tocar los productos y respetando las distancias.