Consumo limita la espera en atención al cliente y obliga a resolver reclamaciones en 15 días

Foto.- dpm.

El Gobierno ha aprobado este martes el anteproyecto de la Ley de Servicios de Atención a la Clientela, con la que amplían los derechos de las personas consumidoras y se mejoran los plazos de consulta y resolución de incidencias en sus relaciones de consumo. La norma busca, entre otras cosas, limitar a tres minutos el tiempo de espera para ser atendido telefónicamente en servicios generales de información, reclamación y posventa y resolver las reclamaciones en un máximo de 15 días. Esta reducción de tiempos también beneficiará a las personas afectadas por incidencias en servicios básicos de continuidad como la luz, el agua o el gas. La normativa comienza su periodo de tramitación como proyecto de Ley en las Cortes Generales y, cuando entre en vigor, las empresas de estos sectores deberán informar del motivo del problema y dar un tiempo estimado para la restauración del suministro en un plazo máximo de dos horas.