Contas detecta “falta de transparencia” en el contrato con el que la Xunta paga más de 70 millones anuales a Povisa


Por que el Servicio Gallego de Salud paga la cantidad que paga al hospital privado Povisa, de referencia para más de 130.000 personas en el área sanitario de Vigo?. Es una de las preguntas que el Consello de Contas intenta responder en su informe de fiscalización sobre el concierto que mantiene el Sergas con el policlínico vigués. El ente fiscalizador de las cuentas públicas gallegas no es quien de responder por motivo de la “falta de transparencia” con la que la Xunta negoció con esta empresa el contrato a través del que le paga unos 80 millones de euros al año.

En el informe, entregado este 26 de julio al Parlamento, Contas analiza el concierto que entró en vigor en septiembre de 2014 y se detiene en su funcionamiento hasta el verano de 2016. Adicionalmente, desgrana algunos de los términos del nuevo acuerdo firmado entre el Sergas y Povisa a comienzos de 2019. La “novedad fundamental” del acuerdo de 2014 con relación a los anteriores es que Povisa pasó de recibir fondos públicos en función de la “actividad realizada” a contar con un “importe fijo de 540 euros por enfermo” de la sanidad pública que ha asignado. “Parece -razona- que el concesionario ha garantizado un importe al año con independencia de la utilización del servicio por parte de la población”, toda vez que “el límite máximo de población que puede escoger povisa es de 139.000 personas”, pero el concierto también garantiza un mínimo de 120.000 si la bajada es “consecuencia de medidas adoptadas” por la Xunta, explica Contas.