Detenida una vecina de Carballo que firmaba recetas y se hacía pasar por médica


La Guardia Civil de Carballo detuvo a una mujer como presunta autora de un delito de intrusismo profesional y contra la salud pública.
Los hechos ocurrieron a raíz de la denuncia interpuesta en el Cuartel de la localidad por la titular de un establecimiento farmacéutico de Carballo, comunicando que había recibido aviso de una compañera de profesión de la posible existencia de una persona que simulaba ser médico y que prescribía tratamientos mediante recetas de la Seguridad Social. Tras proceder a la revisión de las recetas que había recepcionado, localizó entre ellas una emitida por la supuesta doctora.
La Guardia Civil inició una investigación en aras de constatar la veracidad de los hechos y la identificación del autor. Como fruto del trabajo de campo realizado por los componentes del Área de Investigación de la mencionada unidad y con la colaboración de la Secretaría de la Subdirección General de Farmacia se pudo averiguar que la receta era oficial y correspondían al Servizo Galego de Saúde y que pertenecía a un talonario que había sido entregado por un área sanitaria.
Por su parte el Colegio de Médicos informó a la Guardia Civil que la ahora detenida se encontraba inhabilitada para ejercer la profesión de médico por falsedad documental.

La supuesta doctora había falsificado el certificado de finalización de estudios y pagos de los derechos del título, además de ejercer como médico en una residencia de la tercera edad en Lugo careciendo del Título de Licenciada en Medicina.
Mientras no se detectaron las irregularidades existentes en la tramitación de su solicitud, obtuvo un número de colegiado y un talonario de recetas.
A pesar de la notificación a la interesada por parte del Colegio Oficial de Médicos de su inhabilitación siguió haciéndose pasar por doctora y recetando medicamentos cuando no tenía habilitación para ello.
Actualmente le constan diligencias abiertas por estos hechos en los Juzgados de A Coruña y Lugo. La Guardia Civil procedió a la detención de esta mujer como supuesta autora de un delito de intrusismo profesional y otro contra la salud pública.