El BNG pide explicaciones sobre el procedimiento de cobertura del servicio de practicaje portuario

dpm.

El BNG de la Costa da Morte emitió un comunicado en el que afirma asistir con gran preocupación al nuevo giro que viene de dar el procedimiento de cobertura del servicio de practicaje portuario, que afecta a los puertos de Cee, Corcubión y Laxe.

“Desde marzo venimos advirtiendo sobre los errores sustanciales que figuraban en el pliego de condiciones para la contratación del servicio y sobre la altísima probabilidad de que quedara desierto, con el gravísimo problema que eso supondría para la seguridad de la navegación en la zona. Un despropósito en el que se perpetúa ahora Portos de Galicia cuando, por un error no explicado en el procedimiento, realiza una nueva convocatoria para cubrir el servicio y no corrige los defectos denunciados en el pliego ni los recortes presupuestarios”.

Por eso el BNG propuso en la Comisión 8ª de Pesca y Mariqueo del Parlamento Gallego que se dejara sin efecto ese pliego, que se tramitara un nuevo que corrigiera los defectos sustanciales de lo publicado y que revisaran las condiciones económicas.

Pues bien, “el Partido Popular vetó esta iniciativa argumentando que los defectos no eran tales y que el servicio estaba garantizado, pudiéndose recurrir, si fuera necesario, a los prácticos de los otros puertos autonómicos. Veto que constituye una irresponsabilidad, porque ante una emergencia el práctico del puerto más próximo (que sería el de Ribadeo) tendría que recorrer 250 km y realizar tres horas de viaje hasta la Costa da Morte. O que en el desempeño de sus funciones ordinarias tendría que recorrer más de 400 km en un día para dar la salida a un barco en Viveiro y asistir a otro en Corcubión, por poner un ejemplo”.

Un despropósito en el que se perpetúa ahora Portos de Galicia cuando, por un error no explicado en el procedimiento, realiza una nueva convocatoria para cubrir el servicio y no corrige los defectos denunciados en el pliego, ni muda a reducción de las condiciones económicas. El que, insistimos, provocará que ese procedimiento quede desierto o que se preste con unas limitaciones que afectarán a un desempeño idóneo y óptimo del servicio.

“Para el BNG estamos ante un hecho gravísimo, porque estamos hablando de un servicio de practicaxe que desempeña un papel vital en la seguridad de la navegación, de los propios buques, tripulantes, instalaciones portuarias y la protección del medio ambiente marino, estando obligados a estar la disposición de Capitanía Marítima 365/24 por razones de emergencia o de seguridad marítima. Por eso pediremos al gobierno gallego que dé cumplidas explicaciones en sede parlamentar sobre el motivo de esa nueva convocatoria, y que se rectifique el nuevo pliego para así cubrir adecuadamente este servicio imprescindible para la Costa da Morte y para la seguridad en la navegación”.