El Gran Fondo Ézaro vuelve a la Costa da Morte


El Gran Fondo Ézaro, el espectáculo ciclista más grande de Galicia, volverá a las carreteras de la Costa da Morte el próximo 11 de julio para convertirse también en el evento deportivo más multitudinario de la comunidad tras la irrupción de la covid-19, una celebración que hará posible un estricto protocolo de seguridad que, entre otras cuestiones, incluirá test de antígenos para todos los participantes.

El Hostal de los Reyes Católicos de Santiago acogió este miércoles la presentación de la edición más esperada de este desafío, después de que en 2020 la pandemia y la necesaria prudencia obligara a suspender su celebración. Será un dispositivo grande, que se prolongará toda la jornada y que la organización quiere hacer extensible a las personas que pernocten esa noche en la Costa da Morte, a modo de cribado general, para garantizar la seguridad sanitaria de toda la zona. “Teníamos claro que, si lo hacíamos, queríamos hacerlo con seguridad”, dijo Ezequiel Mosquera, responsable de EME Sports, empresa organizadora, que confió en que los corredores disfruten de esta “versión inédita” del Gran Fondo Ézaro.

Será inédita también por su tamaño, dado que no podrán alcanzarse cifras de participación de otros años. La idea inicial era la de limitarlo a 600 personas, aunque, con las condiciones actuales, se abrirán otras 200 inscripciones. Si la situación sanitaria sigue, como hasta ahora, mejorando, podrán alcanzarse los 1.000 participantes. En todo caso, dadas las dificultades de movilidad internacional, en esta ocasión no será un evento UCI World Series, cualificación que se retomará el próximo año.

Menos interacciones

La salida neutralizada se hará con máscara y los corredores tendrán que volver a ponerla una vez crucen la meta, aunque no en el recorrido. “No se puede subir el muro de Ézaro con máscara”, bromeó el responsable de EME Sports, quien avanzó que los avituallamientos también tendrán que ser individuales para evitar riesgos.

Del mismo modo, se prescindirá este año de la comida y la fiesta posterior a la prueba, por motivos también de seguridad. “Los participantes entenderán que hay cosas que van a faltar, no por precariedad, si no por seguridad”, recordó. Los participantes del Gran Fondo Ézaro podrán volver a rodar en plena naturaleza, ante el océano Atlántico, a través de los municipios de Dumbría, Cee, Muros, Muxía, Carnota y Vimianzo, con dos opciones, una larga y otra corta. Una ruta impresionante al final del Camino de Santiago, con la que también celebrar este año Santo Xacobeo 21-22.

Como novedad en el recorrido, se utilizará la ruta próxima al mar a Muxía por Touriñán, un paisaje “muy duro pero muy especial” con el que este desafío será “más Costa da Morte si cabe”. Para concluir, de nuevo, los participantes se enfrentarán al durísimo desnivel del Muro de cemento que asciende al mirador de Ézaro, en el municipio coruñés de Dumbría, y cuyas cuestas hicieron célebres rondas de la talla de la Vuelta a España.

Seguridad, Turismo y Deporte

En el acto, en el que estuvieron presentes alcaldes integrantes de este evento, intervino el alcalde de Dumbría, José Manuel Pequeño, municipio impulsor de esta cita. Ante los presentes, agradeció la implicación de todas las partes para hacer posible el regreso del Gran Fondo Ézaro e hizo hincapié en la importancia que este año se dará a los protocolos sanitarios.

El diputado de Promoción Económica de la Diputación de A Coruña, Blas García, destacó que este evento, que apoya la institución provincial, será también “muy importante” a nivel económico para los comerciantes y empresarios de la zona, que pasaron momentos difíciles por culpa de la covid-19.

Carlos González, de Red Eléctrica de España, intervino para hacer hincapié en la unión de “ciclismo, deporte, turismo y Camino de Santiago” que supone esta prueba. “Que más podemos pedir”, resolvió. En la misma línea, Carmen Pita, de Turismo de Galicia, puso en valor la necesidad de apoyar “eventos de calidad que posicionen” el destino Galicia y que recuerden que se trata de un “destino seguro” a nivel turístico.

Presentación del Gran Fondo Ézaro 2021 en el Hostal de los Reyes Católicos en Santiago de Compostela.