Finaliza la temporada de salvamento y socorrismo en las playas de Ponteceso


Ponteceso hace balance del servicio de salvamento y socorrismo del verano 2022, el primero sin restricciones de ningún tipo por la pandemia. En general fue un verano tranquilo en el que los puestos de socorrismo y salvamento hicieron una buena labor de prevención. En total, se llevaron a cabo 130 intervenciones en los cuatro arenales de Ponteceso (Osmo, A Ermita, Niñóns y Balarés) y los socorristas solo tuvieron que hacer 4 rescates, dos en la playa de Balarés y otros dos en la del Osmo, en Corme. La mayor parte de las veces que los socorristas tuvieron que ayudarle a los bañistas fue por picaduras de cabracho, sobre todo, en la playa de Balarés, que registró 46 de las 84 picaduras.La segunda causa que más atendió el equipo de salvamento fueron los cortes. En esta ocasión también fue Balarés donde más cortes se produjeron (14 de un total de 24).Los socorristas también tuvieron que intervenir ante picaduras de insectos, pinchazos por objetos punzantes, quemaduras a causa del sol. Desde el Ayuntamiento de Ponteceso le agradecen a los equipos de socorrismo y salvamento su trabajo y celebran que no hubiera que lamentar incidencias graves en los arenales.