Greta Thunberg fue desalojada por la Policía alemana de una protesta


La famosa activista sueca por el clima ha sido desalojada a la fuerza por la policía alemana tras participar en una acción de bloqueo en las inmediaciones de esta localidad del oeste de Alemania, que está siendo desmantelada para ampliar una polémica mina de lignito. Al igual que los demás participantes, Thunberg fue arrastrada por agentes de policía, pero con una sonrisa en el rostro. Más de 35 000 personas protestaron los últimos días en Lützerath para oponerse a la expansión de la gigantesca mina a cielo abierto de Garzweiler, que se tragará el pueblo de Lützerath, completamente desalojado, y el campo circundante. La policía justificó ese desalojo debido a que permanecer en ese lugar era peligroso, por lo que se procedió a llevarse una a una, en volandas, a las personas que participaban en la acción de protesta.