La OIEA se muestra optimista sobre una zona de seguridad en Zaporiyia


El director general de la Organización Internacional para la Energía Atómica, Rafael Grossi, aseguraba en su sede, en Viena, que tanto Rusia como Ucrania están interesadas en establecer una zona de seguridad en Zaporiyia.

«De acuerdo con la información que tenemos, están tratando de consolidar la cuestión del suministro de energía externa, incluyendo, si es posible, la restauración de algunas de las vías principales, las verdes”, aseguraba Grossi haciendo referencia a un mapa que acababa de enseñar a los periodistas.

El director aseguraba que esas vías dibujadas en verde están algunos casos, en territorio controlado por Rusia. “Así que eso podría complicar las cosas, pero el esfuerzo se centra en mantener la planta operativa», continuaba.

Rafael de Grossi, que visitó personalmente Zaporizhzhia a principios de este mes, explicó que mientras continúen los bombardeos seguirá existiendo el riesgo de una catástrofe nuclear. Dos inspectores del OIEA supervisan sobre el terreno lo que ocurre en la mayor central nuclear de Europa. A pesar de la presencia militar rusa, la planta sigue siendo explotada por la empresa ucraniana Energoatom.