Las brigadas forestales refuerzan su comunicación interna


El director general de Defensa del Monte, Manuel Rodríguez, hizo entrega de nuevos intercomunicadores destinados a todos los componentes de las brigadas de los 19 distritos forestales gallegos. Personificando la aportación en un jefe de brigada por cada provincia, puso de relieve que los 1.700 equipos adquiridos permitirán mejorar la seguridad del Servicio de prevención y defensa contra los incendios forestales de Galicia y su respuesta, tanto durante la extinción de los fuegos como prestando otro tipo de asistencia en el rural de la comunidad.

Así, el director general apuntó que los nuevos intercomunicadores reforzarán la comunicación interna de las brigadas que utilizan estos equipos en la mismo canal, por lo que aumentará considerablemente la seguridad en las labores de extinción. En esa línea, no interferirán en las comunicaciones de la red Tetra, trasladándose de manera directa las tácticas del plan de extinción a todos los componentes de las brigadas, al tiempo que cada uno de estos componentes podrán también enviar información y recibir mensajes desde el lugar de trabajo que hayan asignado.

En ese sentido, cabe apuntar que los intercomunicadores pueden conseguir un rango de hasta 10 km de distancia. Entre otras particularidades, además, las nuevas equipaciones son resistentes al agua y disponen de 16 canales de comunicación, así como de más de 121 códigos de privacidad.

En definitiva, los nuevos equipos que estarán en manos de todos los componentes de brigadas forestales de los distritos gallegos contribuirán a contar con una red interna de comunicación más eficaz, posibilitando que todos los bomberos forestales puedan transmitir y recibir información aunque estén alejados entre ellos durante la extinción de un incendio, con el consiguiente aumento de las garantías de seguridad.

Asimismo, la mejora de la comunicación beneficiará el desarrollo del resto de tareas que desempeña el Servicio de prevención y defensa contra los incendios forestales de Galicia, prestando apoyo a la población rural o contribuyendo a la conservación de los ecosistemas forestales y del medio natural.