Laxe | Las sendas de Soesto y de Serantes estarán finalizadas a comienzos de 2023


La conselleira de Infraestructuras y Movilidad, Ethel Vázquez, avanzó este viernes en Laxe que las sendas de Soesto y de Serantes estarán finalizadas a comienzos de 2023, facilitando desplazamientos más seguros, limpios y saludables a los vecinos y visitantes.

Vázquez Mourelle supervisó, junto con el alcalde, José Luis Pérez Añón, el inicio de los trabajos que se acaban de iniciar para la ejecución de estas 2 nuevas sendas a lo largo de la antigua traza de la carretera autonómica AC-433, que cuentan con un plazo de 8 meses. Estos dos itinerarios se añaden al ejecutado con anterioridad entre Laxe y el paseo marítimo, uniendo la zona de ocio de Cabo de Area con la villa.

Las nuevas sendas tendrán un ancho que oscilará entre los 1,5 y los 2 metros, serán de hormigón colorado, en color terriza natural, lo que las hará más visibles para los conductores que circulan por la carretera, y garantizadora una mayor integración paisajística en el entorno. El itinerario en Soesto, entre los lugares de Arrueiro y Castrelo, será de uso compartido y discurrirá por el margen izquierdo de la actual carretera autonómica, desde la intersección de esta con su antigua traza, prolongándose hasta el núcleo de Arrueiro. Este itinerario, de aproximadamente 600 metros, se habilitará precisamente en el tramo más urbanizado, y se ejecutará por el margen izquierdo de la carretera, que es el que normalmente emplean los vecinos para ir a la playa de Soesto.

La otra senda, la de Serantes, será un poco más larga, 720 metros, por la margen de la carretera actual, pero apoyada en la antigua traza, entre los núcleos de Conlle y O Pino. En este caso, se habilitará ese nuevo itinerario por el margen derecho ya que, tal y como explicó la conselleira, es donde mejor encaja, dado que por el otro lado no hay posibilidad de garantizar un tránsito peatonal continuo. Esto, añadió, permite además dotar los vecinos de un itinerario hacia la iglesia de Santa María de Serantes y hacia el cementerio.

La ejecución de las sendas se completarán con otras intervenciones para la recogida de aguas pluviales; pequeños muros de hormigón armado de contención; o el retranqueo de postes de telecomunicaciones y electricidad para evitar obstáculos en el tránsito de peatones.