Libertad para Brahim Ghali sin medidas cautelares


Ni prisión provisional, ni retirada de pasaporte para el líder del Frente Polisario. La Audiencia Nacional ha rechazado las peticiones de las acusaciones. Sí ha solicitado que aporte un domicilio y un teléfono para estar localizable.

En su declaración, por videoconferencia, Brahim Ghali ha negado todas las acusaciones, entre ellas delitos de lesa humanidad, genocidio y torturas, atribuyéndolas a un motivo «político», tal y como ha explicado su abogado, y como ha rechazado la abogada de uno de los querellantes.

A las puertas de la Audiencia Nacional, el Movimiento de Mujeres Españolas para la Marroquinidad del Sáhara pedía justicia para todas las víctimas de Ghali, que permanece ingresado en un hospital de Logroño, víctima de la COVID-19.

El Gobierno español, por su parte, ha dicho que lo que quiere de Ghali es que «colabore con la Justicia», tal y como ha hecho «declarando». Madrid entiende que el líder del Frente Polisario se marchará de España cuando se recupere y espera que se calmen las aguas con Rabat.

Hace dos semanas, Marruecos abría su frontera con la ciudad española de Ceuta, provocando una crisis migratoria sin precedentes.