Los restos hallados en el vertedero de Toledo son de Ángel, el niño desaparecido en Madrid


Ángel, de 11 años, desapareció en el distrito madrileño de Carabanchel junto a su primo Fernando, de 17 años, cuyo cadáver fue localizado en este centro de residuos toledano a mediados de diciembre y días después se confirmó que era el mayor de los perdidos. Desde entonces, efectivos policiales, junto a guías caninos y dos retroexcavadoras han trabajado en la zona que se acotó desde el primer momento, de un tamaño similar al de un campo de fútbol. Concretamente, se ha hallado un pie del menor. La Policía continúa trabajando para encontrar el resto del cuerpo del pequeño, así como para esclarecer las causas de la muerte de ambos.