Luz verde a la fusión de CaixaBank y Bankia


La Comisión Nacional del Mercado de la Competencia (CNMC) autorizó la fusión de CaixaBank y Bankia con el compromiso de que el nuevo grupo actuará para evitar la exclusión financiera y el posible endurecimiento de comisiones y condiciones comerciales, según informó este martes. El futuro banco será líder en España en los segmentos de banca minorista, pero la fusión afecta también los mercados de emisión de tarjetas, datáfonos o TPV y cajeros, así como a la venta de seguros y la gestión de planes y fondos de pensiones. El análisis de la CNMC concluye que la operación sí supone una amenaza en determinados ámbitos del mercado de banca minorista, especialmente en lo que se refiere a la presencia en pequeñas localidades y acuerdos para el uso de cajeros. CaixaBank se compromete a no abandonar ningún municipio en el que no haya otra entidad financiera.