Marina Marroquí, activista contra la violencia machista, visitará Carballo este mes

Marina Marroquí_Cedida

  • El martes 30 participará en varias actividades programadas con motivo del 25N

«Lo más duro no es vivir la violencia de género, sino sobrevivir a ella». Así de contundente se muestra la activista Marina Marroquí, que después ser víctima de violencia de género desde los 15 a los 19 años logró salir adelante y ser un ejemplo de superación para muchas mujeres a pesar de que ella misma dice ser un «ejemplo a no seguir, porque hice todo lo que no hay que hacer».

Con mucha presencia en diferentes plataformas digitales como Youtube, desde el Ayuntamiento señalaron que «non foi doado, porque a súa axenda está sempre chea, pero por fin chegou a nosa quenda». Marroquí visitará Carballo el próximo 30 de este mes dentro de las actividades programadas por la Concellaría de Igualdade alrededor del 25N, Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer. Por la mañana participará en una jornada de trabajo con profesionales de distintos ámbitos y por la tarde estará en un acto abierto a toda la ciudadanía, pero de especial interese para las familias, en el que será preciso inscribirse previamente.

Marina Marroquí es licenciada en Ciencias de la Información por la Universidad Complutense de Madrid, educadora social, divulgadora, activista y especialista en violencia de género. Es presidenta de la Asociación Ilicitana contra la Violencia de Género (AIVIG). Impartió talleres de prevención y detección de violencia de género a más de 80.000 adolescentes y ofreció formación especializada en violencia de género a diferentes cuerpos de seguridad, jurídicos y sanitarios la escala nacional. Obtuvo el premio de las Cortes Valencianas a una de las 25 mujeres más importantes de la historia de la comunidad valenciana, el reconocimiento de la Palma de Oro de la ciudad de Elche y el Premio Nacional Ana Tutor para la Lucha contra la violencia de Género (2019), entre otras distinciones. Además, es autora del libro Eso no es amor, en el que expone 30 retos para reflexionar y trabajar a favor de la igualdad.