Prueba piloto de reapertura del ocio nocturno, el 12 de junio


La Xunta realizará una prueba piloto como ensayo previo a la reapertura del ocio nocturno cuando se den las circunstancias. Se hará el 12 de junio en dos discotecas y cuatro pubs de ayuntamientos con niveles de restricciones medio-bajos; es decir, en nivel D. Para entrar en las discotecas será necesario hacerlo con invitación previa y con una PCR negativa. En todos ellos el uso de la máscara será obligatorio.

La ocupación de los locales no podrá superar el 50% de su capacidad en el interior y el 75% en terrazas y espacios al aire libre. Deberá garantizarse la separación mínima de 1,5 metros entre mesas, así como las distancias interpersonales. Los establecimientos que participen en la prueba deberán cerrar las puertas a la una de la mañana.

Los responsables de los locales deberán declarar y exhibir la ocupación máxima, así como llevar un control y un registro de los clientes que tendrán que guardar durante tres meses para poder ser localizados en caso de brotes. También deberán garantizar la correcta ventilación empleando aparatos medidores de CO2.

El pilotaje permitirá obtener datos en varios establecimientos y su estudio facilitará mejorar las medidas para la reactivación del ocio nocturno cuando se den las circunstancias, ya que la finalidad última del plan es proteger a trabajadores y clientes reduciendo las posibilidades de contagios.

Así lo acordaron el vicepresidente primero, Alfonso Rueda, y el conselleiro de Sanidad, Julio García Comesaña, junto con el director general de Emergencias e Interior, Santiago Villanueva, con representantes del sector.