Puesta en valor de las utilidades de la Ley de Recuperación de la Tierra para las cooperativas


La directora general de la Agencia Gallega de Desarrollo Rural, Inés Santé, destacó las posibilidades que ofrece la Ley de recuperación de la tierra agraria de Galicia de cara a facilitar la adquisición o arrendamiento de terrenos en el rural gallego. Fue en un encuentro en Cambados con la Sociedad Cooperativa Horsal para informarla de cómo podrían emplear la norma este tipo de entidades. Así, se analizaron las posibles fórmulas en las que apoyarse para que la cooperativa tuviera una producción propia, y evitar depender de manera única de los cooperativistas miembros.

La Ley de recuperación de la tierra agraria, aprobada en el mes de mayo de 2021, alberga mecanismos e incentivos para contribuir a la recuperación de la mayor cantidad de terreno posible. En lo relativo a los mecanismos, la norma incluye los polígonos agroforestales, las aldeas modelo, las agrupaciones de gestión conjunta y las permutas de especial interés agrario, para garantizar la rentabilidad y la seguridad jurídica para propietarios y destinatarios, junto con los procedimientos comunes de arrendamiento a través del Banco de Tierras y la puesta en marcha del Banco de explotaciones.

Esta normativa busca establecer orden en el uso de las tierras de carácter agroforestal mediante la puesta en marcha del Mapa de usos agroforestales, que reflejará el uso de las tierras en el momento de su elaboración y servirá de base para la planificación de las actuaciones del conjunto de los órganos de las administraciones públicas, así como de las entidades públicas o privadas interesadas en todo el referente a la ordenación y gestión de usos de las tierras agroforestales. Finalmente, Santé recordó la creación prevista en la Ley de recuperación de un Catálogo de suelos agropecuarios y forestales, que tratará de hacer una planificación integral contemplando los usos agrícolas, ganaderos y forestales.