Rubén Lorenzo | ‘Carballo merece más que un gobierno agotado y un alcalde resignado y sin ambición’


El portavoz popular de Carballo, Rubén Lorenzo, criticó este jueves la “resignación del alcalde, Evencio Ferrero, su falta de ambición y su inacción en la puesta en marcha de proyectos prometidos, como la reforma y ampliación del Pazo da Cultura, paralizadas a solo siete meses de la celebración de las elecciones municipales”.

Coincidiendo con el veinte aniversario de la infraestructura cultural más importante de Carballo, ejecutada por el último gobierno del PP carballés, Lorenzo denuncia que el alcalde sigue sin comprometer ninguna de las actuaciones previstas, como lo dejó claro el regidor en su contestación a la pregunta hecha por el portavoz popular en un medio local. Para Rubén Lorenzo, una vez más, Ferrero da muestras de un proyecto agotado, incapaz de llevar a cabo la ampliación comprometida y poniendo en riesgo una inversión de más de un millón de euros.

Lorenzo recuerda que uno de los compromisos electorales del BNG de Carballo en 2019 fue precisamente el de dotar al ayuntamiento de un nuevo auditorio con más capacidad, tanto a nivel de butacas para acoger a más público cómo en lo que respecta a la caja del escenario, pues el Pazo debido al éxito del FIOT y después de veinte años de uso intenso ya empieza a quedar pequeño.

En el comienzo del mandato nacionalista, subraya el portavoz popular, el grupo de gobierno que lidera Ferrero “nos vendía una renovación total del Pazo da Cultura y de su entorno, con actuaciones urbanísticas en calles colindantes, que a día de hoy sigue en el cajón”.

Lorenzo resalta además que el plan General de 2016 establece la apertura de la calle Moreiras, que da al tanatorio San Antonio y que entroncaría, cruzando el río, con la calle Vicente Risco, la parte trasera de la estación de autobuses, “lo que sin duda ayudaría a evacuar muchísimo tráfico en esa zona”. “Son compromisos del plan general que siguen sin cumplirse por falta de voluntad política”, destaca el portavoz popular, que reitera la petición del PP de la “apertura de la Villa de Negreira como la calle Perú”.

Para Rubén Lorenzo “Carballo merece más que un gobierno agotado y un alcalde resignado y sin ambición. La villa tiene que volver a ser el referente que fue en la comarca de Bergantiños”. Y finaliza afirmando que el alcalde tuvo tiempo suficiente en sus 20 años de gobierno para adecuar a las necesidades actuales de uno de los edificios municipales más importantes de la villa y con más afluencia diaria por las actividades que en él se desarrollan.