Rusia acusa a Reino Unido de las explosiones al Nord Stream


La implicación de Occidente en el conflicto ha provocado el enfado en Moscú, que culpa al Reino Unido de las explosiones que destruyeron partes de los gasoductos Nord Stram en el Mar Báltico. El portavoz del Kremlin, Dmitry Peskov, dice que tienen pruebas: «Sabemos que el Reino Unido estuvo involucrado en este acto de sabotaje, dicho propiamente, un acto terrorista, contra una infraestructura energética vital, y no rusa – es muy importante tener esto en cuenta – este tipo de cosas no pueden quedar sin respuesta y consideraremos otras medidas».

La guerra avanza lentamente y se prevé larga este invierno. Las sirenas antiaéreas volvieron a sonar en Kiev este martes y las autoridades ucranianas informaron de ataques con drones en las regiones de Poltava y Dnipró, en el centro del país, y de ataques con misiles en varias otras localidades. Cinco civiles ucranianos han muerto en el último día.