Rusia afirma que reducirá sus operaciones para favorecer el diálogo con Ucrania


Por primera vez en varias semanas, hay señales de progreso en las negociaciones ruso-ucranianas tras la reunión amparada por el presidente turco.

Pese a todas las cautelas, dados los incumplimientos de declaraciones oficiales previas de Rusia, fueron bien recibidas las palabras del viceministro de Defensa de Rusia, Alexander Fomin«Se ha tomado la decisión de minimizar drásticamente en varios frentes la actividad militar en dirección a Kiev y Chernígov. Esperamos que Kiev tome las decisiones correspondientes y se creen las condiciones para el futuro trabajo normal».

La delegación ucraniana, encabezada por Mijaíl Podolyak, explicó algunos de los puntos de la propuesta que presentaron a Rusia:«La aplicación de este tratado sobre garantías de seguridad se hará de la siguiente manera: primero se celebrará un referéndum en el que todos los ciudadanos de Ucrania expresarán su opinión sobre este tratado y cómo debería funcionar. Después, habrá un proceso de ratificación por parte de los parlamentos de los países garantes y del parlamento de Ucrania. Esta es la clave. Tenemos que conseguir el apoyo de la sociedad para que este tratado pueda consolidarse».

Desde Moscú añadieron que podría celebrarse una reunión entre los presidentes Putin y Zelensky una vez que estuviera avanzado un proyecto de acuerdo de paz que acabara con la invasión.