Ucrania teme perder la red de satélites Starlink


Los ataques aéreos rusos han sido menos intensos este martes, aunque se han cobrado una vida en la ciudad sureña de Mykolaiv, donde varios edificios han quedado destruidos.

Las defensas aéreas de Kiev dependen en gran medida de la tecnología occidental, incluido el sistema de satélites Starlink de Elon Musk. Sus 20.000 terminales permiten al ejército unificar sus esfuerzos, pero el magnate ha puesto en duda su futuro despliegue.

«No hace falta mucha información: vienes, lo instalas, lo enciendes y ya está. Tu conexión funciona. Internet, transmisión de datos… Si lo perdemos, será un duro golpe para nuestros sistemas de comunicación», explica Roman Omelchenko, comandante de la 59ª brigada de comunicaciones de Ucrania.