Una quesería de Vilalba obtiene la medalla de oro en la World Cheese Awards


El trabajo manual es clave en la elaboración de este queso de un kilo de peso que viene de obtener la medalla de oro en la World Cheese Awards, la competición de referencia a nivel mundial y en la que participan 4.000 quesos diferentes procedentes de 40 países. Sin duda todo un orgullo para esta empresa familiar que mantiene la tradición quesera chairega.

Las vacas que pacen diariamente en el prado son la parte inicial y una de las más importantes de todo el proceso que finaliza con la elaboración del queso. Los pastos y forrajes de la Terra Chá confieren la especial composición y sabor de estos quesos, que se completa con horas de ahumado con humo de abedul. Una manera de dar valor añadido la leche de esta comarca.