Vigo lanza un macrocontrato de gestión integrada de residuos para multiplicar el reciclaje


La Junta de Gobierno Local, reunida este jueves en sesión extraordinaria, aprobó el expediente de contratación de servicios para la gestión sostenible e integrada de los residuos, un contrato que aglutina los tres que existen con el objetivo de mejorar la eficiencia y disparar los niveles de reciclaje de la ciudad.

Con esta licitación, según trasladó el alcalde, Abel Caballero, Vigo se convertirá en referencia municipal en la gestión sostenible de los residuos, al adaptarse a los criterios europeos al efecto. Por ejemplo, Europa requiere que en el 2025 se recoja tanto para reciclar como en el contenedor verde general, objetivo que el Ayuntamiento encara con este contrato agrupado, que sale con un presupuesto de 421.892.156 euros por diez años, con opción a dos más de prórroga.

Hoy en día, Vigo abona unos 42,5 millones de euros anuales por la limpieza y gestión de residuos, incluyendo los 7,5 que le paga a Sogama. La ciudad tiene tres servicios distintos contratados: uno de recogida de papeleras y mantenimiento de estas y de los contenedores, un segundo de recogida del verde, de limpieza viaria y de las playas, y un tercero para la recogida del reciclaje y la limpieza de los contenedores.

Unificarlos en un único contrato procura una mayor eficiencia e incrementar notablemente los niveles de separación de residuos. Para alcanzar el objetivo definido para 2025, Vigo va a extender el contenedor orgánico (el de color marrón), pasando de las setenta unidades actuales a las 1.950 previstas. También prevé instalar mil más de recogida separada de ropa, calzado y aceite doméstico (hoy en día hay cincuenta de cada cual) y más de 1.500 nuevos para papel, vidrio, envases y pilas (ahora hay 2.770).

El alcalde informó también de la renovación de mil contenedores verdes por el nuevo modelo gris y de la potenciación de la recogida a domicilio de residuos voluminosos, eléctricos y restos de poda, entre otras.