Visto para sentencia el juicio la una mujer de Cee acusada de intentar asfixiar su madre


La acusada contó que el día de autos escuchó como su madre le decía por teléfono a su cuñada que ella no hacía nada, que no trabajaba y que solo comía. Como era mentira, dijo, fue a su cuarto y le quitó el dispositivo. Explicó que luego ambas habían caído en la cama. Aseguró que no le tocó y negó que había intentado asfixiarla con un cojín. También haberle golpeado a su padre, tetrapléjico, poco después. Solo admitió que le lanzó ropa para taparle la cara porque la estaba insultando. Añadió que en aquel momento él se desmayó y que ella fue quien lo reanimó dándole palmadas en la cara, no tortas. Aseguró que su progenitora la venía amenazando desde hace tiempo y que le iba a preparar una buena para enviarla a la cárcel.

Entre lágrimas, la madre declaró que no tenía ninguna duda de que su hija quería ahogarla y matarla, a pesar de que no le manifestó su intención. El padre se acogió a su derecho a no declarar. La investigada está acusada de un delito de homicidio en grado de tentativa y de otro de maltrato en el ámbito del hogar. Por los que la Fiscalía pide para ella un total de siete años y medio de cadena. El juicio quedó visto para sentencia.