Activado el cierre perimetral en seis de los siete ayuntamientos de la comarca de Bergantiños

La Xunta impone nuevas restricción en la comarca de Bergantiños_Xunta de Galicia

  • La hostelería deberá cerrar y las reuniones solo se celebrarán entre convivientes

Seis de los siete ayuntamientos que conforman la comarca de Bergantiños, y la localidad de Ribadavia (Ourense), contarán desde este viernes con nuevas restricciones sanitarias impuestas por la Xunta de Galicia para intentar frenar la expansión del coronavirus. De este modo se activa un cierre perimetral en Carballo, Coristanco, Laxe, Malpica, Ponteceso y Cabana. Solamente A Laracha permanecerá con el mismo nivel de restricciones que mantenía hasta ahora.

Tal y como señaló el conselleiro de Sanidad, Julio García Comesaña, en una rueda de prensa, a partir de las doce de la noche de este viernes y durante cuatro semanas los habitantes de estos ayuntamientos no podrán entrar o salir de la comarca sin justificación.

Entre las medidas impuestas, que desde hoy afectarán a un total de 67 ayuntamientos gallegos, se especifica que la hostelería deberá cerrar y mantener solo el servicio a domicilio y, además, las reuniones tan sólo podrán realizarse entre convivientes.