Avanza la rehabilitación del puente Nafonso, en la carretera AC-196, entre Noia y Outes


Los trabajos se reiniciaron esta semana con el final del pavimento, tras recibir el visto bueno de la Comisión de Patrimonio de la provincia de A Coruña al nuevo proyecto para Ponte Nafonso que recoge una nueva configuración del pretil, y una vez superado el paro del transporte.

Hace falta recordar que el encaje de las canalizaciones hizo necesario elevar el pavimento, lo que impedía la integración estética de la barandilla metálica inicialmente proyectada. Esta circunstancia, sumada a la decisión de limitar la velocidad futura sobre el puente, llevó al cambio en la solución para el pretil, optando por colocar ahora uno de piedra de cantería.

La intervención incluye la modificación de la rasante del puente colocando una nueva impuesta de 12 centímetros de altura y 30 cm de ancho sobre la ya existente.El pretil de piedra será similar a los existentes en los tajamares, como ya tenía antes de las obras de ensanche de los años 20 del siglo pasado. 

Esta propuesta del pretil de piedra tiene base histórica, acorde al proyecto de puente Nafonso documentado en el siglo XVII. Las obras también incluyen la adecuación de la iluminación en base a un modelo de baliza encajada en el pretil, sistema también usado en Ponte Sampaio, en Pontevedra.

Las obras de rehabilitación y puesta en valor del patrimonio histórico y cultural que significa el puente Nafonso suponen una inversión autonómica de más de 700.000 euros.

El proyecto se enmarca en el programa pionero de control de los puentes y obras de paso que está desarrollando la Xunta, para preservar la seguridad y alargar la vida útil de estas infraestructuras, con actuaciones de conservación preventiva.