Carballo establece restricciones de agua en los servicios públicos

Mónica Noya.

Augas de Galicia confirmó este lunes que la sequía persistente de los últimos meses y las previsiones meteorológicas para lo cual queda de mes auguran un verano complicado en la cuenca fluvial del Anllóns. Aunque la situación ahora mismo es de relativa normalidad para esta época del año, según los datos ofrecidos por los técnicos del departamento autonómico, desde Aguas recomendaron a los ayuntamientos participantes que se anticipen “a lo que pueda venir” activando las medidas previstas en los planes municipales de emergencias contra la seca para la situación de prealerta en la que nos encontramos.

Tras la reunión con Augas de Galicia se celebró otra entre responsables técnicos y políticos del Ayuntamiento de Carballo en la que se acordó establecer una serie de restricciones que por el momento solo afectarán a los servicios públicos, y que son las siguientes:

  • Eliminar los baldeos excepto por causa justificada
  • Cerrar todas las fuentes ornamentales Intentar reducir al máximo los consumos municipales
  • Limitar los riegos de las zonas verdes, que se harán en días alternos y reduciendo el tiempo
  • Colocar en las duchas de las playas carteles informativos para que las personas usuarias procuren abrir el agua el mínimo tiempo posible
  • Trasladar a la población una serie de consejos básicos