Inversión de 275 mil euros en la red de saneamiento de A Coruña

c.c.

La Concejalía de Infraestructuras del Ayuntamiento de A Coruña está realizando diversas actuaciones en la red de saneamiento de la ciudad con el objetivo de llevar a cabo un mantenimiento óptimo en esta infraestructura urbana fundamental para la correcta conducción de las aguas residuales y su correspondiente tratamiento.

En la calle Agra da Bragua desde el área de Infraestructuras dieron comienzo a las obras de saneamiento con la renovación del colector de fecales entre el número 9 de la dicha calle y el cruce con la calle Panamá, en un tramo de unos 30 ml. El presupuesto de la actuación en esta calle del barrio del Ventorillo es de 22.000 euros.

Por otra parte, en la calle Atenas de la Zapateira también comenzaron los trabajos para la construcción de una red de saneamiento separativo, con colectores de PVC para las aguas fecales y pluviales, que discurren en paralelo en un trazado de unos 140 ml. Además, se dispondrá de un alcantarillado y rigolas para la conducción de las aguas de lluvia hacia nueva red. Estas obras también contemplan la renovación completa del pavimento de la calle y su presupuesto es de 179.170 euros. En cuanto a las labores de saneamiento que ya fueron finalizados, y según informa la Concejalía de Infraestructuras, la avenida Fisterra y la avenida Nueva York ya disponen de una nueva red de saneamiento.

En la avenida Fisterra se renovó el colector de fecales entre los números 294 y 312 en un tramo de unos 70 ml y se repusieron los pavimentos a carril completo con un presupuesto aproximado de unos 45.000 euros. En la avenida Nueva York, los trabajos consistieron en el relevo de la tubería de pluviales entre los números 3 y 5 de la dicha vía, frente al colegio Hijas de Jesús, en un tramo de unos 60 ml. Asimismo, se amplió la recogida de pluviales con la instalación de una alcantarilla adicional en la zona y se renovaron las aceras para una mejor accesibilidad a entorno del colegio. Las obras de saneamiento de la avenida Nueva Iorque dispusieron de un presupuesto de 30.000 euros.